Nacional

Infonavit genera derrama económica superior a los 218 mmdp en 2022

Los recursos corresponden al otorgamiento de más de 359 mil créditos otorgados por el Instituto de forma individual y con otras entidades financieras.

Durante el año pasado, el Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda para los Trabajadores (Infonavit) registró una derrama económica superior a los 218 mil millones de pesos, con lo cual, se logró incentivar el crecimiento económico del país.

Los recursos ejercidos por un total de 218 mil 448 millones de pesos, corresponden a 359 mil 849 créditos para vivienda los cuales fueron otorgados por el Infonavit en forma individual, así como con otras entidades financieras, para compra de vivienda o terreno, pago de pasivos, o para que las personas pudieran construir, mejorar o reparar su casa a través de los diferentes esquemas de financiamiento del Instituto.

En este sentido, el instituto puntualizó que del total de créditos otorgados durante todo el año pasado, 295 mil 206 correspondieron a créditos hipotecarios (vivienda nueva o existente, construcción, pago de pasivos y Apoyo Infonavit), otros 64 mil 643 fueron no hipotecarios (mejoramiento y autoproducción).

Por lo que se refiere a la distribución por entidad federativa, se precisó que 167 mil 322 créditos, es decir, el 46.5% del total, se concentraron tan sólo en seis estados en todo el país: Nuevo León, con 43 mil 204 financiamientos; Jalisco, 31 mil 034; Estado de México, 30 mil 041; Chihuahua, 23 mil 812; Tamaulipas, 19 mil 961; así como Baja California, con 19 mil 270.

Las y los trabajadores que quieran solicitar un crédito deben ingresar a Mi Cuenta Infonavit (micuenta.infonavit.org.mx) y precalificarse para saber si cumplen con la puntuación requerida.

Beneficios de los créditos hipotecarios del Infonavit
El Instituto refirió que en la actualidad, los trabajadores asalariados y que estén afiliados al Infonavit, pueden acceder a créditos hipotecarios, con base en el salario que perciban, pero que pueden alcanzar un monto máximo hasta por 2 millones 407,347 pesos, en tanto que la edad del trabajador interesado en obtener un crédito se incrementó a 70 años de edad, con lo que, con base en lo dispuesto por el propio instituto: la edad permitida pasó de 65 a 70 años, es decir, una persona puede pedir un crédito; sin embargo, deberá tomar en cuenta su edad más el plazo de amortización del mismo, con lo que, no podrá ser mayor a 70 años entre ambas consideraciones.

Mención especial merece el cobro de las tasas de interés por los créditos hipotecarios, las cuales se encuentran en un rango de entre 1.9% hasta el 10.45%, dependiendo del nivel de ingreso de la persona derechohabiente, con lo que se convierten en las tasas más bajas que las de un banco, con el beneficio adicional de que tanto saldos como las mensualidades se mantienen fijas durante toda la vida del crédito, con lo que se tiene certeza de cuándo se dejará de pagar el crédito.

Asimismo, las y los acreditados cuentan con diferentes apoyos, gracias al Modelo de Cobranza Social, mediante los cuales el Infonavit los ayuda en caso de desempleo o disminución de sus ingresos, para que eviten poner en riesgo su patrimonio.